Cómo evitar hincharse en el avión:  este artículo no es para siúticos.

Viajar en avión tiene sus complicaciones: el miedo latente de morir —a mí al menos me da mucha ansiedad volar—, comida de origen sospechoso, baños meados, compañeros de asiento que te entierran el codo a cada rato, pero ¿un ninja? Un ninja es silencioso, pero mortal. Ya sabes de qué estoy hablando.

Interior de un avión.

Cómo evitar hincharse en el avión: nadie quiere sentir hedores en un espacio cerrado.

No me digas que no te ha pasado: estás en tu asiento, decidiendo si seguir viendo la película o si dormir un rato. Y de pronto, un olor con origen desconocido emerge entre las tinieblas. Tú y yo sabemos qué es ese olor nauseabundo. Son gases. Pedos. En Chile les llamamos “peos”, por esa costumbre de tragarnos las palabras. ¿Pero tragarnos los peos? Vamos, que todos somos mortales y apuesto que más de una vez has liberado gases al olvido.




Cuando vuelo, me hincho como sapo, se me seca la piel, el pelo se me pone grasiento. Entonces, mejor prevenir antes que echarte un ninja.

La hinchazón tiene una razón científica y es que nuestros cuerpos son como globos. A medida que el avión se eleva, la presión que rodea tu cuerpo disminuye. Entonces, el gas del estómago se expande. Esta es una de las consecuencias de viajar en avión más incómodas, para ti y para el resto que se tiene que aguantar tus bombas lacrimógenas.

Te podría interesar:

El arte de viajar sólo con maleta de mano

Qué es el síndrome de la clase turista y cómo evitarlo

Cómo evitar los gases en el avión

Come poco y libera el estómago

Puedes tomar laxantes los días previos al vuelo o darle con la avena. Lo más recomendable es viajar con el estómago liviano.

Evita ciertas comidas

Comidas que te producen gases, lógico. Repollo, brócoli, coliflor, bebidas gaseosas, comida rápida, espárragos, etc.

Si eres intolerante a la lactosa, está demás decirte que evites lácteos, aunque si no tienes problemas con estos productos, podrías tenerlos en un vuelo. Mascar chicle también contribuye a que te hinches.

Mueve ese cuerpo

Esto no sólo está recomendado para evitar el síndrome de la clase turista, sino también para evitar que los ninja salgan al ataque.

Levántate, camina por el pasillo, aprovecha de hacerle ojitos a algún gringo.

Anda al baño

Y si ya no hay nada que hacer, por favor, anda al baño y libera ese tóxico gas metano. No lo hagas en tu asiento. Son incontables las veces en que he despertado con el olor de un gas silencioso. No hay nada más hediondo que un gas acumulado.

DATO EXTRA: lleva mentholathum por si alguien libera un Enola Gay.

Qué comer antes de viajar

Frutas, vegetales y carnes blancas son las comidas que se recomiendan antes de un vuelo. Así, evitarás una de las más desagradables consecuencias de viajar en avión.

Lee también

Etiqueta para viajar en avión: ¡usted no lo haga!

Cómo viajar en avión como un experto


Fran Opazo

Periodista con mención en Comunicación Digital y un diplomado en Historia. Colaboro en distintos medios y realizo charlas sobre la transformación digital en el turismo. El 2018 empecé a trabajar en una agencia de Marketing Digital y a escribir contenido para la Promoción Oficial de Chile en el mercado nacional e internacional (Chile Travel y Chile Es Tuyo). Si necesitas mis servicios profesionales, no dudes escribirme a lavidanomade@gmail.com. Véamonos en Instagram Facebook y Twitter.

1 comentario

Bárbara · 14 agosto, 2018 a las 2:06 pm

Que buena la recomendación y que recomiendas para los oídos tapados en el avión?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Inline
Inline